NOCTEM

Entre el 5 y el 12 de Mayo tuvo lugar uno de mis festivales favoritos, el FANT, el fetival de cine fantástico y de terror de Bilbao.

Aunque me había agenciado mi bono para poder verlo todo, el cansancio, la suerte, y que este año había sección oficial continua de 4 películas, hicieron que viera alguna película menos de las deseadas. Y como digo, la suerte jugó para que coincidiese a no poder ver ninguna de las galardonadas, ni “Seoul Statión” (mejor largometraje), ni “I´m not a serial Killer” (mejor guion).

FANT 2017

Aun así, pude ver un puñado de títulos muy interesantes y todos de un nivel más que considerable. Desde la Bizarra apertura con “Pieles” de Eduardo Casanova, pasando por “El ataúd de cristal” del Bilbaino Aritz Zubillaga, a películas tan interesantes como “Found Footage 3D”, “Prevenge”, “The Unseen”, “Money” o “My father Die”.

Pero de la que quería hablaros es “Noctem”.

Dirigida Por Marcos Cabotá, (“amigos”, “24 horas con Lucía”) y protagonizada por Adrián Lastra y Estaban Piñero (Basty).

Aunque para mí “Noctem” fue lo mejor que yo tuve opción de ver, hubo mucha discusión; algunos decían que era una película de unos pijos madrileños haciendo de si mismos sin nada más que aportar. Pero a mi me pareció la película más angustiosa que he visto en años, concretamente desde que vi “REC” (la 1).

Comparte con “REC” que es un Found Footage (¿Recordáis?  ya hablamos del género de metraje encontrado. Sino, volved al artículo “Found footage”, de esta misma sección), y  además es de los que realmente te los crees.

Con el auge del género de metraje encontrado se han hecho muchas pelis, pero en muchas cuesta que realmente te la creas. En este caso no es así, te la crees de principio a fin. Y sí, pueden que parezcan unos pijos madrileños, pero si la película buscaba que creyésemos eso, lo consigue totalmente.

Noctem, nos cuenta la historia de Adrián Lastra (sí, hace de si mismo) que asustado por los ruidos y sucesos extraños que pasan en su casa cada noche, y los que graba animado por sus amigos, decide hacer un viaje a México con su amigo Basty. Pero allí desaparecen de forma inexplicable. Alex, otro amigo, en una investigación paralela, consigue los móviles encontrados por la policía y revisará todos los vídeos que los desaparecidos grabaron antes de desaparecer, con el fin de resolver el caso, o no…

La historia no es nada nueva, pero quizá el hecho de que cada actor se interprete así mismo le da una frescura y una credibilidad increíble a la película. Esto unido a un manejo de la tensión perfecto, hace que los 91 minutos de la película los pasemos en un estado de alteración constante, y que por ello se merezca mi calificativo de la película más angustiosa en años.

No será fácil de ver, ya que es una cinta poco comercial por su género. Pero estoy seguro que tendrá una buena acogida en festivales de terror de todo el mundo. Así que, os animo a que si tenéis opción, la veáis y sufráis la misma tensión que pasé yo.

Un saludo y hasta la próxima.

Enlace para bookmark : Enlace permanente.

No se admiten más comentarios