Tambores en la Guerra

Hoy en día la música forma parte de nuestra vidas como un artículo de entretenimiento y diversión, en algunos lugares la música está considerada cultura, hay otros que la utilizan como un gran negocio en la TV o Radio y hay hasta algunos osados que hacen de ella cultura, consiguen granase la vida con su talento y arte en esta disciplina quedando sus temas plasmados en los libros de historia y sus canciones en la hemerotecas para el recuerdo de las generaciones venideras.
Pero antaño remontando a tiempo muy atrás la música forma una parte de rituales religiosos en algunas culturas, pero hoy no me quiero hablar de esto…..y seguramente más adelante tampoco.

En este video podemos ver a unos de los Troll, levando el ritmo de marcha para llevar a su batallon a la batalla.

En época de la pasada navidad en un bar y rodeado de buena compañía y la inseparable cerveza, salió un conversación de lo más curiosa a lo que yo solo disponía de tal información, esto me hizo pensar que podía compartir con más gente así que vamos a con ello.
En aquello siglos tan remotos de la antigüedad en la que grandiosos señores como Cirio II El Grande 590 AC al 530 AC, Jerrjes 519 AC al 416 AC, Alejandro Magno 356 Ac al 323 AC, Julio Cesar 100 AC al 44 AC, Atila 395 al 493, Carlo Magno 742 al 814, Gengis Khan 1160 al 1227 y quizás alguno más que me despisto, tenían intención de dominar el mundo y viajaban conquistando civilizaciones, países tierras o todo lo que se pusiese por delante.
Como podía se posible el entendimiento entre las números tropas, como era posible que estén grandioso general mandara atacar, retirarse, que fueran piqueros a la primera línea de batalla o que los arqueros cargaran, que se movieran con tan suma destreza las escalas o los arietes………

El cuerno de Rohan avisa de su llegada a la batalla y a la hora de cargar vemos como números cuernos suenan después de la orden dada por su Rey.

Pues era muy sencillo utilizaban un método de comunicación que era la percusión entre los más mayoritarios, aunque también había cuernos, cornetas y demás, cada regimiento tenía asignado unos soldados que no hacían otra cosa que tocar la machar que se les mandara para que su batallón correspondiente se pusiera a la orden manda. Dependiendo de la orden a dar las notas a utilizar eran unas u otras. Cada soldado conocía perfectamente lo que se tocaba y lo que significa cada sonido que salía de esos instrumentos. Se usaban tanto a la hora de ir hacia otro lugar dando lugar a una formación perfecta de marcha. En batalla estos músicos se situaban apartados de la batalla pero con un sonido atronador y a las órdenes de los comandantes hacían sonar la orden correspondiente para que las tropas la pusieran en práctica este método se fue perfeccionado a la hora de los asedios esta perfección consiguió que cuanto mejor era el sonido más fácil y audible era para los soldados, en este punto es cuando se comienza a mejorar mucho los instrumentos musicales.
Este sistema ha funcionado durante milenios y comenzó a desvanecerse con la llegada del mundo moderno, el telégrafo y la radio.

Boromir utiliza aquí su cuerno para avisar de que esta en peligro y esta asediado.

También reconocemos otro sonidos musicales para reconocer a un ejército que para todos nos es quizás uno de los más populares, el 7º de Caballería.
No soy amigo de las guerras, ejércitos, así que este video lo he amenizado con algo que si me gusta y no deja de ser ficción.

No se admiten más comentarios